Etiquetas

- A Perfect Neutrality: Spain's Strategy in Saint-Domingue's Revolution 1791-1795. Antonio J. Pinto - - Arturo Úslar Pietri y el necesario diálogo en Venezuela- --Bartolomé de Las Casas y los 200 Labradores llegados de Antequera - --Benedicte Ledent: Caribbean Literature. Looking Backward and Forward- --Caminos de la Colonia de Santo Domingo- --Pobreza colonial y mestizaje - Una República Colonial -- -1795 Santo Domingo y Madrid -Charles Seguin. Un asombroso empresario. Por Carlos Szwarcer- -David Barkin: Hacia un Nuevo Paradigma Social- -De una historia parcial a la Historia total- -Dominican Republic: Country hubridization model ethnic- -El anti-haitianismo dominicano y el anti-dominicanismo haitiano -El Carácter Autónomo de la Marcha de la Historia- -Gobernadores de La Española s. XVI XVII XVIII - Fray Cipriano de Utrera- -Hilde Domin. hija adoptiva de República Dominicana. Nur Eine Rose als Stütze. Traducción- -Hubo más europeos esclavizados por los musulmanes que esclavos negros enviados a América- -Inmigrantes europeos en USA: inicios de una diferencia- -La Clase Media que se activa- -La crisis de los misiles de 1962 y sus repercusiones en República Dominicana -La cultura popular hispano-dominicana ante la paz de Basilea: las décimas de Meso Mónica- -La Soledad de la Clase Media Minoritaria - -Los apártidas como fuerza política- -Mutilación de la consonante 'S' en el Caribe hispanohablante- -Parto Social- -Pasado presente y futuro de las literaturas caribeñas Por Benedicte Ledent Universidad de Liege Bélgica- -PRD: Controlar un tesoro- -Rechazo y aceptación de los ancestros africanos- -Rep. Dominicana De la Restauración a la verdadera influencia estadounidense 1868-1880. José Lee Borges- -Romance de las Invasiones Haitianas- -Síntesis Dominicana- -Toussaint Louverture en Santo Domingo en 1801. Testimonio de una testigo - -Una estudiante catalana en República Dominicana. ¿Existe un pensamiento antropológico dominicano?. Martha Ellen Davis (Ph.D.) -- ¿Inversión de Valores o Lucha de valores Sociales? 1939-1940 El exilio de Republicanos Españoles a Rep. Dominicana -- An extinct relict monkey from the Dominican Republic - Ana Bringas López Univ de Vigo / Una aproximación a la Literatura caribeña en lengua inglesa 3/3-- Andrea Levy / Esta es mi Inglaterra - Andrea Levy / This is my England -- Antihaitianismo Histórico y antihaitianismo de Estado / Frank Moya Pons - Antropologia Estructural C. Levi Strauss Arqueologia: una tradición Mutilación Dentaria Alexa Voss BAJO EL SIGNO DE LA AMENAZA Y LA SUPERVIVENCIA - LAS ENERGIAS OCULTAS DEL PUEBLO DOMINICANO Bandidos Sociales Raúl O.Fradkin- Bartolome de Las Casas and the 200 Farmworkers from Antequera Málaga Bartolomé de Las Casas y La Esclavitud Luis N. Rivera P. Carlos IV y Godoy - Carlos Szwarcer: Del Patio al Universo - Carta del Arzobispo de Santo Domingo al Rey Carlos IV de España en 1790* - Culturas Hibridas Néstor García Canclini - Das Neutrale Pronomen 'Ello' im Dominikanischen Spanich... - De Juan Bolívar Díaz a J.F. Lyotard De lo Natural a lo Histórico: Una frontera difusa- Decreto de Lous Ferrand General francés Comandante en Jefe del Santo Domingo ocupado militarmente por Francia. Enero 1805 El Comercio entre Santo Domingo y Andalucia - El español de Santo Domingo y el español de España M.Alvar El Español en Julia Alvarez Alicia de Gregorio Ph.D - El Historico progreso del pueblo dominicano: Costos y Consecuencias-- El intelectual haitiano Jean Price Mars explica la dramática retirada de J.J. Dessalines de Santo Domingo en 1804 El nivel y structura de Precios de los Esclavos en las plantaciones cubanas - El pirata Francis Drake en Santo Domingo El Pronombre 'Ello' en el léxico del español dominicano -- El pueblo dominicano a 50 años de Trujillo - El Tatado de Basilea 1795 MA Peña Batlle - Ensayo sobre RAZA Y RACISMO- España en el imaginario mexicano - Facer la America F. Jóvine Generaciones Sociales y sociológicas Iñaki García Univ Carlos III Madrid - Hibridación étnica Historia de Santiago de Cuba. Por Luis Acosta Brehal (1 de 3 para OQ) Historia de Santiago de Cuba. Por Luis Acosta Brehal (parte 2 de 3) Historia de vida: Los Refugiados Españoles a Rep. Dominicana 1939-1940 - - Interview avec Jean-Marc Pasquet - J.J. Dessalines Diario de la Campaña de Santo Domingo 1805 La Competencia Mestiza E.Cunin - La Habana Por Hacer Elizabeth Burgos - La Identidad Cultural: Mitología de Brujos y Curanderos de Nuestras Facultades: David Arias.- La madre en el drama histórico de la isla - Por Juan Bosch La ocupación de Santo Domingo por Haití Manuel de Js. Troncoso Texto íntegro - LA POCO CONOCIDA GENIALIDAD DE LOS LIDERES POLITICOS DOMINICANOS DEL SIGLO XIX Las Consecuencias Económicas de la Independencia Iberoamericana Carlos Newland Universidad Carlos III Madrid - LIVERPOOL PAPERS 1791 (15) - Los Campuzano-Polanco Una familia élite colonial de Santo Domingo Ruth Torres Agudo - Los Judíos en el destino de Quisqueya- Los Procesos y la larga duracion S.Rivero S. Los verdaderos Restos de Colon están en Santo Domingo / C.A. Deive y M. A. García A. - Manuel Giménez Fernández: Política Inicial de Carlos I en Indias - Mariana Past Ph.D: Representación y explotación: La Revolución haitiana - Migración Haitiana: Racismo y Nacionalidad. Franklin Franco-- Negros de Mentira y Blancos de verdad / F. Henríquez G. - Nuestros ancestros directos ¿cuántos son? - Nuevas Tendencias del Americanismo Historia Problema -- Occidente ocabó con la Esclavitud Daniel Rodríguez Herrera - Orbe Quince Pasado y presente de la Esclavitud Mauro F. Funes - Posible Origen Portugués de la i cibaeña - - República Dominicana y Haití: el Perdón Mutuo Bernardo Vega - República Dominicana: país modelo de hibridación étnica Slavery and Slaving Joseph Miller -- The Colonial citizen of New York City; a comparative study - The Dominican Republic A National Histoy Frank Moya Pons- Un siglo de España: Centenario 1898-1998 - Una Opción para los pobres: De Bartolomé de Las Casas al Pensamiento de la Liberación - UNA POLÉMICA HISTORIOGRÁFICA - ESCLAVOS IRLANDESES Visiones del mestizaje Pedro L. San Miguel

4.10.09

El intelectual haitiano, Dr. Jean Price-Mars, explica la dramática retirada de Jean-Jacques Dessalines de Santo Domingo en 1805


Jean-Jacques Dessalines

 

“Para Dessalines, la gente de Santo Domingo se asemejaba a los blancos franceses, sus sempiternos enemigos. Y se empeñó en mostrarles el vigor de su puño”. Jean Price-Mars

Por Dr. Jean Price-Mars

“La retirada del ejército haitiano (de Santo Domingo, en 1805/nota de Orbe Quince) fue uno de los episodios más dramáticos y sangrientos de una dramática y sangrienta historia. Incendios de chacras, destrucciones de ganado, fusilamiento de rehenes, apresamiento de mujeres y niños, la brutal transferencia de los mismos al Oeste (rehenes-prisioneros de Santo Domingo hacia Haití/Orbe Quince), detrás del ejército; nada faltó a tan triste cuadro de inútiles horrores. Para Dessalines, la gente del Este (Santo Domingo/OQ) se asemejaba a los blancos franceses, sus sempiternos enemigos. Y se empeñó en mostrarles el vigor de su puño, según la amenaza formulada en su proclamación. Aquellos eran el enemigo y él la venganza. De lo más hondo de su alma bárbara surgió el resentimiento, ese residuo primitivo del instinto de lucha y de defensa, cuyo germen había crecido en su subconciencia desde los días lejanos en que la impalpable sustancia había sido depositada en el antepasado negro que, perseguido por los cazadores de hombres en la selva africana, fue llevado a Santo Domingo (Saint-Domingue, Haití/OQ) para servir de base a la fortuna colonial, cuyos cimientos poco sólidos eran la injusticia, la vergüenza y el crimen.

Y él, Dessalines, encarnaba, por decirlo así, una serie de víctimas mudas, sobre las cuales la barbarie de los tiempos había edificado la superioridad de una categoría de hombres. Y a la sazón había brotado como una llama devastadora para irradiar el sentimiento de venganza y devorar a los opresores y aun a los hijos de los opresores, de tal suerte, que semejante raza desapareciera de la tierra depurada.

Con el júbilo delirante ordenaba entonces el exterminio de los blancos y de los que consideraba tales –si no por el color por los sentimientos-: negros o mulatos.

Eran el enemigo y él el resentimiento.

Y, por otra parte, no podía ni siquiera comprender que el movimiento de exterminio de los blancos en la tierra de Santo Domingo (Saint-Domingue, Haití/OQ) durante los años que siguieron a la proclamación de la independencia (en 1804/OQ), de la cual se sentía el apóstol, no suscitara entusiasmo entre todos aquellos que acababan de librarse de la esclavitud. Era ésta, según él, la medida más eficaz para inspirar a los franceses y a los blancos, en general, el horror y el miedo de volver como conquistadores en semejante país (Haití/OQ). Fue ésta, por consiguiente, la razón por la que quiso que la responsabilidad de una matanza colectiva recayera sobre todos.

A ese respecto, ha sido consignado el significativo concepto que salió de sus labios después de la matanza general (de blancos franceses en Haití/OQ) ordenada en Marzo de 1804.

“Hay mucha crueldad en lo que estamos haciendo –decía-. Es necesario, sin embargo, para que se afiance nuestra independencia. Quiero que el crimen sea nacional, que cada uno empape su mano en sangre, que los débiles y los moderados, a quienes brindamos a pesar suyo la felicidad, no puedan decir un día: No hemos participado en esas fechorías, es Dessalines, Jean Jacques, el bandido, el verdadero responsable. ¡Qué me importa el juicio de la posteridad sobre semejante medida que la política hace necesaria si salvo a mi país”.

De tal suerte la embriaguez de la sangre resultó algo así como una psicosis colectiva que afectó a toda la comunidad. La liberación de los oprimidos y el exterminio de los opresores simbolizaron la misión salvadora que el Destino había asignado a Haití y a sus conductores.

¿Debemos sorprendernos, pues, que en esas condiciones y a raíz del fracaso de la campaña del Este (Santo Domingo/OQ), Dessalines y sus generales se creyeran obligados a ejercer algo así como represalias contra todas las poblaciones del territorio oriental (Santo Domingo/OQ), a las cuales acusaron de complicidad en la resistencia opuesta a sus propios designios por los defensores de la plaza? Estaban profundamente convencidos de que ese territorio, tal como se hallaba constituido –vasto y muy poblado-, era un incentivo para los conquistadores extranjeros, una cabeza de puente muy ventajosa para los eventuales invasores (franceses/OQ). Como los pueblos que allí vivían estaban asociados con los más feroces adversarios de aquéllos, por ese sólo hecho resultaban cómplices de una acción criminal y merecían, según aquellos mismos, el más implacable de los castigos.

Eran el enemigo y Dessalines la venganza y el resentimiento.

Fue la razón extrema la que decidió su actitud inhumana con respecto a las pobres víctimas de la campaña del Este (Santo Domingo/OQ).

¡Qué importa lo que la posteridad pensara de su conducta, del papel desempeñado y de su propia misión! Su único propósito era liberar a su pueblo y defender con todos los medios en su poder semejante liberación. Lo hizo despiadadamente y asumiendo la total responsabilidad de sus actos”.

-

Transcrito del libro “LA REPUBLICA DE HAITI Y LA REPUBLICA DOMINICANA. DIVERSOS APECTOS DE UN PROBLEMA HISTORICO, GEOGRAFICO Y ETNOLOGICO”; Tomo I. Escrito por el intelectual haitiano Dr. Jean Price-Mars. Colección del Tercer Cincuentenario de la Independencia de Hatí. Puerto Príncipe, 1953, Páginas 97-100. Las notas explicativas en paréntesis son de Orbe Quince



































2 comentarios:

fernando cardoza dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.